Seguidores

viernes, 9 de enero de 2009

El gallo "basura"

No nos sorprende que cuando, conduciendo nuestro coche o caminando, nos topemos con algún animal muerto a mitad de la calle o en algún lote baldío, y los clásicos: perros y gatos atropellados, que a varios días se inflan tanto que parecen globos. Y sus cuerpos yacen en el mismo sitio hasta que se desintegran. ¿Pero un gallo?
Tal vez los has visto, arrojados a su suerte por alguna zona desértica… ¿pero sobre una banqueta, a lado de una casa? Pues, al menos, nunca había visto algo así cerca de mi casa. Se encuentra dentro de una bolsa, y ya lleva varios días ahí sobre la banqueta.
Las moscas no se han arrimado y algún olor pestilente no ha emanado este cadáver; pero lo que
me parece sorprendente es cómo este animalito fue arrojado a la calle, en una bolsa negra (al menos lo cubrieron para que no se viera y causara susto) como basura, que vemos diario por las calles y parques de la ciudad.
Sobre la avenida Gómez Morin, a lado de la vía del tren, hay una bolsa negra bien amarrada, y si pasas cerca de ella, “huele a animal muerto”. Seguramente de eso se trata. No sólo este gallo del que les hablo fue tratado como basura, sino también este otro animal.
Todo esto lo escribo no con el fin de quejarme, que aunque así lo hiciera… ¿a quién le importa un gallo muerto en la calle, tirado como una envoltura de papitas? No, no me quejo ni me molesta: me sorprende nada más. No se trata de moral (¡el gallo ya está muerto!), sino de una observación: un cadáver de animal tirado como el resto de los desperdicios fuera de los contenedores de basura… y ya ni se toman la molestia de arrojarlo lejos, por la carretera, sino “¡ahí donde caiga!”; como un papel o envoltura es arrojado a la calle sin importancia.
¿Qué podemos esperar ver más adelante, aparte de desperdicios humanos, perros, gatos, ratas y gallos?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Haz decidido abrir tu mente.
Gracias x comentar.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...